Despedida de Menys Graus   ¡Actualizado!


Llevo tanto tiempo queriendo decir tantas cosas, que no se ni por dónde empezar. Así que empezaré por el principio.

Soy Rubén, un informático que por casualidades de la vida llegó a una reunión de una asociación de reciente creación en Mislata, llamada Menys Graus. Yo estaba allí para hacerles la página web y nada más, pero en pocas reuniones fue gustándome cómo ese grupo de jóvenes planeaba cambiar el municipio, la sociedad y ¿Por qué no? el mundo. Fui a la primera actividad de ocio nocturno que se realizó en noviembre de 2011, cuando no tenía nombre aún, para ayudar en lo que pudiera y sin saber muy bien qué hacía yo allí.. y me gustó tanto que desde ese momento no hubo ni una sola actividad que hiciera la asociación en la que yo no estuviera.

6 años de vida asociativa dan para mucho. A nivel personal, he aprendido sobre voluntariado, participación, empoderamiento juvenil, a trabajar en equipo, a educar entre iguales, a cuestionarme todas mis ideas y pleanteamientos, a tomar decisiones difíciles, a gestionar el dinero de una entidad, a hacer trámites burocráticos, a trabajar con la administración, a hacer manualidades, a tener en cuenta la opinión de los demás, a coordinar un equipo de gente, a relacionarnos y tejer red con otras entidades… podría seguir eternamente. ha significado un cambio total en mi vida. Durante estos años me he volcado en la asociación asumiendo cada vez más responsabilidades e intentando llevarla siempre un paso más allá, y en ese proceso me he descubierto a mi mismo. Si no llega a ser por mi paso por esta entidad no hubiera sabido que me gusta trabajar con la juventud, que me gusta educar y que quiero dedicarme a ello, dando un giro a mi carrera profesional.
A nivel asociativo hemos conseguido cosas que no podíamos soñar al principio, como hacer una actividad y que acudan más de 1000 jóvenes a disfrutarla. O vernos reconocidos como iguales cuando nos reunimos con Abierto Hasta el Amanecer, entidad que lleva 20 años dedicándose a esto del ocio nocturno alternativo. O que diferentes ayuntamientos se pusieran en contacto con nosotras para que les habláramos de medación, de conductas adictivas, para que fuéramos a sus fiestas a mediar con la gente joven y eduarles de igual a igual en la prevención de las conductas de riesgo. Pero mucho más importante es vivir cómo la gente que acude a las actividades de Menys Graus cambia poco a poco sus conductas, aprende sobre feminismo, sobre LGTBIQ, sobre empoderamiento… cómo esos jóvenes te dan las gracias por todo el trabajo, y se convierten a su vez en agentes multiplicadores de aquello que les intentas transmitir. Ver cómo nuestras ideas locas cogen forma y se asientan, haciendo un cambio visible en los jóvenes de Mislata, en la sociedad y como planeábamos al principio, cambiar un poco el mundo a mejor.

En 2016 finalmente asumí el papel de la presidencia de la entidad en un momento de «crisis» interna y diciendo «Si hago esto es para conseguir una de dos: o remontar esta asociación, o cerrarla». Es irónico echar la vista atrás y pensar que en realidad, viviría ambas cosas. Debido a lo bien que nos iban las cosas y a que año a año aumentaba en número de participantes de las actividades pero no el equipo, pensábamos que no tendría continuidad. Y derepente, un grupo de participantes asiduos nos transmitió su inquietud por hacer una de las actividades que hacíamos, el juego de mesa «los hombres lobo de castronegro» de forma más contínua. Como la gran escuela de participación que es y siempre ha sido Menys Graus, en vez de hacer la actividad, les ayudamos a que la hicieran ellas mismas, gestionando los espacios, los recursos, la comunicación, la organización… ese grupo y algunas más que nos fueron preguntando cómo podían ser parte activa de la entidad, acabaron formando un equipo de relevo muy potente, jóvenes que seguirían adelante con el trabajo y cambio social de la entidad.

Y así fue! durante unos pocos meses pasamos el testigo, y con nuestra ayuda y apoyo ese grupo de jóvenes llevó a cabo su primera fase de MislataON, en febrero de 2017, siendo éxito rotundo. Para la gente que llevábamos desde el principio supuso un gran alivio: la continuidad de la asociación estaba asegurada… pero entonces llegó la gran noticia.

El Ayuntamiento de Mislata, más concretamente la concejalía de juventud con Toni Arenas como concejal, nos comunicó en una reunión su decisión de no continuar apoyando la actividad MislataON económicamente (teníamos un convenio de colaboración), y llevarla a cabo por su propia cuenta. En ese momento empezó uno de los años más duros que he vivido. A día de hoy me pregunto cómo no lo vimos venir. La relación con el ayuntamiento y algunos de sus miembros hacía tiempo que no era buena. pero… ¿Por qué? ¿Qué pasó para que el alcalde, Carlos Fernández Bielsa, pasase de invitarnos a eventos y reuniones, a reunirnos para hablar sobre la juventud de Mislata y cómo colaborar, a decirnos textualmente «los míos me han dicho que pueden hacer esto, y desde luego, ellos no molestan»? Precisamente eso pasó, que molestábamos. Poco a poco crecimos como entidad, construimos unos valores y un ideario crítico y firme basado en la justicia social y la equidad. Pasó que nos empoderamos (objetivo por cierto, de cualquier proceso de participación juvenil que se precie), y llegó un momento que nuestras ideas y valores entraron en conflicto con las del ayuntamiento. Así que empezamos a decirle a la concejalía de juventud que no estábamos de acuerdo en ciertas cosas, y que no íbamos a hacer ciertas cosas sólo porque nos las pidieran, porque iban en contra de aquello en lo que creíamos y por lo que trabajábamos. Ese fue el inicio del desastre: teníamos opinión propia: tuvimos el descaro de reclamarle al Ayuntamiento explicaciones por el cierre de la Unidad de Prevención de Conductas Adictivas, y exigirle año a año su reapertura, osamos ir como entidad a las concentraciones en contra de los festejos taurinos de Mislata, denunciamos públicamente los chantajes del concejal de juventud Toni Arenas a todas las entidades juveniles (noticia aquí),  protestamos cuando se nos apartó sin dar explicaciones del programa «Practica Salut» (noticia aquí)…

Me siento increíblemente orgulloso de haber formado parte de un equipo que ha defendido de todas las formas posibles sus ideas, sus valores y a luchado contra las injusticias y el abuso de poder, pero justamente esto es lo que ha llevado al cierre de la entidad. A partir del momento en que se nos comunicó la retirada del convenio todo cambió: no se nos concedían espacios para realizar actividades con excusas y mentiras como que el centro estaba ocupado un sábado por la noche, y que obviamente permaneció cerrado, se inició una campaña de desprestigio brutal en redes sociales y canales de comunicación de todo el trabajo que la entidad ha realizado, se nos acusó incluso de quedarnos dinero, cuando todas y cada una de las socias hemos invertido nuestro tiempo, esfuerzo y dinero de nuestro bolsillo para que esto saliera adelante, se intentó destruir el equipo desde dentro, acosando y manipulando a algunos de sus miembros, y mil cosas más que no quiero ni recordar. Ha sido un año duro, muy duro, lleno de rabia, impotencia, desilusiones y decepciones, donde hemos intentado salvar la entidad de todas las formas posibles, hasta que ha sido imposible continuar.

Por todo esto escribo este texto (eterno, no se lo va a leer nadie) para poder decirle muchas cosas a mucha gente, y poder despedirme de una parte tan importante de mi vida.

Vanesa Sanahuja, fuiste una parte muy importante de la asociación durante muchos años, de verdad creías en el proyecto y luchabas por él como la que más. Han sido muchas horas trabajando codo con codo, y aunque hemos tenido nuestras diferencias siempre hemos encontrado la manera de esta de acuerdo y seguir adelante. Quizás por eso eres la persona a la que menos soy capaz de comprender. Me siento traicionado y vendido. Has conseguido aquello que querías: trabajar para el Ayuntamiento de Mislata sin tener una formación específica más allá que tu paso por la asociación, por que.. no te engañes, si estás donde estás, es gracias a la experiencia que has adquirido en Menys Graus. Quizá como yo soy un idealista nato, y defiendo mis valores hasta el final no comprendo cómo pudiste traicionar aquello que defendías (participación, empoderamiento juvenil, de jóvenes para jóvenes…) por un trabajo. Tras el ascoso sufrido por la concejalía de juventud, y del que eres muy consciente porque lo has vivido en tus propias carnes… ¿Cómo puedes trabajar para ellos? ¿Cómo puedes defender un modelo de «participación» tan pobre, cuando luchabas por fomentar otro distinto que es en el que creías? Lo siento mucho porque llegué a apreciarte muchísimo, pero la única explicación que se me ocurre es que te da igual, que siempre lo ha hecho, que no tienes criterio. Sólo te importa aquello que crees mejor para tí aunque ello perjudique a los demás. Es todo lo contrario a lo que se necesita para transformar la sociedad a través de la participación ciudadana. Enhorabuena por lo que has conseguido sobre el esfuerzo y el trabajo de todas las que hemos pasado por Menys Graus, espero que lo aproveches de verdad y que el haber ayudado a su cierre sirva para algo.

Mariam Cardona, tu y yo siempre hemos tenido una relación un tanto difícil. Me consta que durante los primeros años apoyaste y defendiste la asociación, aunque yo no trataba contigo en esos tiempos. En tu caso te tocó un papel difícil, defender las políticas del ayuntamiento. Te agradezco mucho todo el apoyo, el trabajo y el esfuerzo que has hecho para que Menys Graus pudiera seguir adelante, así como la confianza que poco a poco fuisite depositando en nostoras facilitándonos los espacios públicos y mediando con el concejal. Sin embargo, era tu trabajo recomendar y guiar las políticas de juventud del municipio, por mucho que la decisión final sea del concejal, y este papel no lo has jugado. Por ejemplo, desde el Ayuntamiento se nos dijo en varias ocasiones que la decisión había sido técnica (en el propio pleno se nos dijo), pero tú siempre alegabas que el equipo técnico había desaconsejado esa actuación. Podría pensar que, una vez más, el ayuntamiento me está mintiendo, y la decisión no ha sido tuya… pero hay un dato cierto: nunca hubo un informe desfaborable a la implantación del MislataJove2202 por parte del equipo técnico alegando que nosotras ya existíamos. Si nunca lo realizaste de manera oficial… ¿hiciste tu trabajo? ¿Realmente lo desaconsejaste o fuiste tú la que nos mitió? El trabajo de cualquier técnico de juventud es precisamente empoderar a la juventud, hacer que sea crítica, que tenga las herramientas y habilidades para expresar su opinión y decidir sobre aquello que le afecta, y trasladarlo al equipo de gobierno. En el momento en el que un grupo de jóvenes se empoderaron, en vez de hacer ese trabajo decidiste cortarnos las alas, acatar sin objeción (quizá de boquilla) las decisiones del concejal. Por eso te dije una vez que no eres una profesional de juventud, y lo sigo pensando. Por esto y por tus cambios de opinión en función de si el concejal estaba delante o no, por tantas veces en las que nos manipulaste para poder darnos la puñalada por la espalda después. Espero que en tu nuevo puesto en educación en Quart actues de manera diferente. Por cierto, ¿recuerdas lo que nos dijiste en un par de reuniones, aquello de «no nos queda otra que sobrevivirles»? Bueno, pues parece que ni nosotras, ni tú misma.

Toni Arenas, me gustaría darte mi más sincera enhorabuena. Te ha costado tu concejalía (aunque has acabado en otra, la que de verdad querías.. desde aquí pido disculpas a todas las entidades deportivas de Mislata) pero al final has conseguido destruírnos. Lo he dicho más de una vez, y no me importa decirlo públicamente: no vales para dedicarte al servicio público. Eres una persona autoritaria, que no tolera ninguna opinión que no sea la suya propia, que utiliza el poder de forma dictatorial (como la noticia que he mencionado antes), que no respeta, que no trabaja por la sociedad, si no por él mismo. Tal es así, que nos has llegado a recriminar que una persona del equipo fue a hablar con Javier Gil, concejal de Compromís per Mislata, como si ello fuera una cosa intolerable…¿Intolerable que una persona a título personal hable con un concejal de la oposición sobre un tema que nada tenía que ver con la asociación? Pero voy más allá, ¿acaso no puede una asociación, si es que así lo quiere, reunirse con el concejal que crea conveniente sea del partido que sea? Esto es lo que entiendes tú de democracia, la democracia propia de un cacique. Por cierto, he visto la última ocurrencia de tu nueva concejalía, la feria del deporte. Se parece mucho al Esport a la Canaleta ¿no? ese en el que querías obligarnos a que las camisetas fueran rojas y llevaran el logo del ayuntamiento en grande, y ningún logo más, ni siquiera el nuestro… Finalmente ya ha podido ser así, ¿verdad?

Ximo Moreno, hemos hablado tanto que ya poco me puede quedar por decirte. Simplemente te diré que por mucho que insistas en que no eres Toni, y que conoces Menys Graus como nadie, sólo en tu mano estuvo revertir esta situación y empezar a hacer las cosas bien (según tu propio criterio, o eso dices), volviendo a hablar con nosotras, eliminando MislataJove2202 y volviéndonos a sentar a hablar del futuro del ocio nocturno en Mislata. Pero no, tu respuesta fue decirnos que continuarías con MislataJove2202 por que «lo consideras positivo», a pesar de que eres consciente que es peor modelo que el nuestro. Creo que se te da muy bien manipular y hacer demagogia, pero al final no haces más que perpetuar las políticas y la gestión llevada acabo por tu antecesor. Te agradezco sinceramente que seas una persona con la que se puede hablar, pero tras los ataques e insultos que nos has lanzado, en el pleno por ejemplo, o tras rebentar una reunión del Consell siendo ya concejal porque no le venía bien a Toni lo que allí se hablaba, no puedo creer niguna de tus palabras. Espero que MislataJove2202 sea un éxito, la juventud mislatera se lo merece… aunque también merecen una escuela de participación, decidir sobre su propio ocio, poder ser críticas y tener voz y opinión propia, tener ocio participativo y no de consumo… todo eso y mucho más, se lo ofrecía MislataON, y nunca se lo podréis ofrecer.

Carlos Fernanzez Bielsa, has hecho bien desmarcándote de toda la polémica generada a raiz de esto, pero soy consciente que ha contado con tu entero apoyo. Sólo ha sido cumplir tu propia amenaza, como comento más arriba. Se te da muy bien ser político, vender una imagen perfecta (humo al fin y al cabo) pero no tienes ni idea de lo que es la participación ciudadana, el asociacionismo, el debate de ideas diferentes, la democracia en su sentido más amplio y puro. Tu gestión, como la de tu equipo, se basa en el control, la imposición de ideas y en tapar todo aquello que os resulta incómodo. Te irá bien en tu carrera política, así es la «democracia» española.

Personalmente me gustaría agradecer a todos los partidos de la oposición, con representación y sin ella (PP, Compromís, IU, Podemos, Recrotes 0 – els verds) por todo el apoyo recibido y aquella resolución al pleno intentando revertir la situación. Reunirme con todos vosotros, con los que estoy más de acuerdo ideológicamente y con los que menos, me enseñó que otra democracia es posible, aunque este sistema se nos ha quedado corto y anticuado. El equipo de gobierno seguirá diciendo que nos utilizasteis para obtener crédito político, y no digo que no os beneficiase apoyarnos pero… ¿No debería ser eso la política precisamente? Escuchar a los colectivos, asociaciones y ciudadanos del municipio, atender sus peticiones, y si se está de acuerdo a nivel ideológico, luchar por ellas, porque son ellos, y no los representantes, los que tienen que tomar las decisiones. Por cierto, no se me ha olvidado Ciudadanos. Agradezco su primer intento de formar parte de la resolución, pero ha demostrado no tener ningún criterio y obedecer ciegamente lo que desde el equipo de gobierno se les manda. Luego le dan a «me gusta» en redes sociales a todas las publicaciones donde defendemos nuestro proyecto… con mucho criterio.

También quiero agradecer a las muchas entidades como el Consell de la Joventut de la CV, la Associació de Profesionals de la Joventut de la CV, Abierto Hasta el Amanecer, Quart de Nit y otras tantas asociaciones, así como personas individuales que han mostrado su apoyo en este proceso y nos han ayudado a denunciar la situación e intentar que no llegáramos a este punto.

Sin más, con rabia, dolor, nostalgia y orgullo, dejo este texto eterno para que no se olvide que no cerramos: nos cerraron. Y para dejar claro que de otra forma, en otro espacio… pero todas y cada una de las personas que formaron parte de Menys Graus seguirán luchando por cambiar el mundo y denunciando el abuso de poder allí donde se lo encuentren.

Sin más… #AdiósMenysGraus.

Rubén Zarzo

Presidente de Menys Graus

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *